Enlaces patrocinados
» » Desafortunadamente ya no habrá noches oscuras en la tierra

Desafortunadamente ya no habrá noches oscuras en la tierra

Lideres 13 de December del 2018 Cultura
Enlaces patrocinados
Debido al  incremento en el uso de bombillas LED  la tierra emana mucho más brillo aunque esto no representa una razón para celebrar.

De acuerdo a un informe elaborado por investigadores estadounidenses y europeos basándose en imágenes provenientes del satélite Suomi estos pudieron evaluarlas y determinar el nivel de luz artificial irradiada por la tierra durante los últimos 5 años el cual desde el 2012 se estima que ha tenido un aumento anual del 2,2 % .

Esto se debe al uso desproporcionado de bombillas LED, alternativa que aunque ha resultado ser más económica, eficiente y duradera está generando un efecto contraproducente al perjudicar e medio ambiente produciendo contaminación lumínica.

Durante algunos años muchos países han adoptado el uso de las bombillas LED como alternativa de iluminación en reemplazo de las tradicionales bombillas de sodio.

Sin embargo, en la mayoría de los casos esto se ha hecho sin considerar la manera correcta de aplicar esa iluminación de acuerdo a las áreas donde se requiera.

Un ejemplo del mal uso de bombillas LED sería una situación en la que para reemplazar una bombilla de sodio que brinda iluminación en la calle se coloquen 3 bombillas LED  haciendo caso omiso a la regulación existente para este tipo de iluminación.

Esto ha generado un efecto secundario en el que usar estas bombillas LED  no representa un ahorro debido a su uso excesivo.

Durante su implementación como alternativa emergente fueron muchos los gobiernos que recompensaban aquellas empresas que emplearan estas bombillas para su iluminación pero esto ocasiono que en muchos casos se excediera su colocación.

Enlaces patrocinados
El aumento en los niveles de contaminación lumínica se ha visto favorecido también gracias a que actualmente muchas regiones presentan umbrales de iluminación mayores.

Regiones como África, América latina o el sudeste asiático que antes poseían umbrales lumínicos mucho menores han acrecentado sus sistemas de alumbrado de manera acelerada.

El incremento en la densidad de la población mundial también tiene repercusiones en el consumo eléctrico lo que en consecuencia contribuye a que la contaminación lumínica sea mayor.

Los efectos de esto no solo se manifiestan en tener noches más iluminadas que impidan que podamos apreciar las estrellas sino también generan polución que repercute negativamente en el entorno, los animales y la gente.

Esto se traduce en alteraciones en el sueño, en el caso de las personas, en los hábitos de reproducción y migración de las aves.

Además de esto la contaminación lumínica resulta perjudicial para las especies animales nocturnas que constituyen el 30% de las especies de vertebrados y un 60% en la clase de los invertebrados.

Una manera de revertir estos efectos seria llevar un control en las emisiones generadas por las bombillas LED  de la misma manera que se lleva a cabo con las bombillas de co2.

Esto serviría para que al momento que se requiera iluminar una calle se empleen 7 bombillas LED  que emitan una luz tenue en vez de 5 que irradien una luz deslumbrante que consuma mayor cantidad de energía.

Enlaces patrocinados


¡Déjanos tu opinión!