Enlaces patrocinados
» » Gracias a las hormigas una mujer sobrevive a una caída de 4000 metros de altura

Gracias a las hormigas una mujer sobrevive a una caída de 4000 metros de altura

Lideres 17 de December del 2018 Noticias
Enlaces patrocinados
Retrocediendo en el tiempo, específicamente septiembre de 1999 se produjo un suceso increíble, uno que tendría el potencial para ser guion de una película.

En lo que respecta al paracaidismo es poco probable obtener un final feliz cuando ocurre un accidente.

Sin embargo, una mujer de nombre Joan Murray fue una de esas pocas excepciones al sobrevivir a una caída desde una altura de 4500 metros mientras practicaba paracaidismo.

Joan Murray trabajaba como ejecutiva de un banco en carolina del norte pero había adquirido algo de experiencia en el paracaidismo previo al accidente.

Después de haber efectuado más de 30 saltos en prácticas Joan sintió que estaba preparada para efectuar un salto en caída libre.

Siendo poco el tiempo que había pasado desde que le dieran su licencia inicial llegado el día 25 de septiembre Joan salto desde 4500 metros de altura descendiendo a una velocidad de 130km/h.

No obstante, Murray pudo notar al cabo de unos minutos que su paracaídas principal no se desplegaba.

Mientras continuaba el inevitable descenso la mujer no contaba con mucho tiempo por lo que debía actuar rápido.

En estos casos cuando el paracaídas principal falla lo más recomendable es descartarlo cortando la cuerda principal y activar el de reserva.

Al hacer esto Joan ya se encontraba a 200 metros del suelo mientras la adrenalina circulaba por su cuerpo haciendo que el miedo se apoderara de ella.

Enlaces patrocinados
Debido a la rotación que mantuvo a lo largo del descenso su paracaídas de reserva no se inflo adecuadamente lo que provoco una brusca caída sobre un nido de 250 mil hormigas de fuego.

A causa del impacto la parte derecha del cuerpo de Murray quedo destrozada y para hacer peor la situación fue atacada por las hormigas quienes picaban su cuerpo de  manera repetida.

Cabe mencionar que una picadura de este tipo de hormiga puede resultar dolorosa siendo un factor de alto riesgo en personas que presenten reacción alérgica al veneno lo que podría conducirlos a una muerte segura.

Afortunadamente en el caso de Joan, a pesar de que estaba siendo atacada por las hormigas el efecto de la picadura resulto favorable.

Para el momento en que recibió ayuda médica Joan se encontraba semiinconsciente y su cuerpo tenía más de 200 picaduras. Fue trasladada inmediatamente a un centro hospitalario.

Posteriormente los médicos que la atendieron manifestaron que Joan pudo sobrevivir gracias a las picaduras que recibió.

Estas picaduras generaron una descarga de adrenalina en el cuerpo de Joan que al mismo tiempo mantenían latiendo su corazón y estimulaban su sistema nervioso.

Este efecto hizo que los órganos se mantuvieran funcionando el tiempo suficiente para mantener sus signos vitales mientras era trasladada al hospital en el que luego cayó en coma manteniéndose así durante 2 semanas.

Posteriormente Joan pudo recuperarse de las lesiones sufridas por la caída y aunque parezca increíble retomo la práctica del paracaidismo 2 años después de haber ocurrido el accidente.

Enlaces patrocinados


¡Déjanos tu opinión!